Imagen de Paco Castro ofm

«El centurión, que estaba enfrente, al ver cómo había expirado, dijo: «Realmente este hombre era Hijo de Dios»»
+++

Agustín de Hipona escribe: Lo compararé a un exiliado que, de lejos ve su patria, pero el mar le separa de ella; ve dónde desea ir, pero no ve los medios para llegar a ella. Así es lo que nos pasa a nosotros: queremos llegar a este puerto definitivo que será nuestro, allí donde está el que es, porque sólo él es siempre el mismo, pero el océano de este mundo nos corta el camino…
Para proporcionarnos cómo llegar a ella, el que nos llama vino de allá, y escogió un madero para que pudiéramos atravesar el mar: sí, nadie puede atravesar el océano de este mundo si no es llevado por la cruz de Cristo.
+++
Sábado Santo es una espera de Jesús en el sepulcro, hasta la noche. Luego es la Alegría irresistible del que se encuentra con que Cristo Resucita. Cuando uno espera…, el tiempo se hace largo, cuando uno celebra, el tiempo se hace corto…,
En esta tercera parte el salmista va evolucionando hasta que descubre lo necio («animal» dice), -le pasa como al centurión al VER– que ha sido pensando en negativo y considerando que el camino del malvado es el adecuado…
Dios le toma de la mano y le conduce. Así sale de la crisis en la que se había metido a nivel intelectual y existencial…¿Tu cómo sales de tus crisis…?
Decreto- Mantra- Jaculatoria: Tú tomas mi mano derecha, me guías según tus planes.
Paz y Alegría, hasta mañana. qué será la Gran Fiesta Pascua

Salmo 72 C

Cuando mi corazón se agriaba
y me punzaba mi interior,
yo era un necio y un ignorante,
yo era un animal ante ti.

Pero yo siempre estaré contigo,
tú tomas mi mano derecha,
me guías según tus planes,
y me llevas a un destino glorioso.

¿No te tengo a ti en el cielo?;
y contigo, ¿qué me importa la tierra?
Se consumen mi corazón y mi carne
por Dios, mi herencia eterna.

Sí: los que se alejan de ti se pierden;
tú destruyes a los que te son infieles.

Para mí lo bueno es estar junto a Dios,
hacer del Señor mi refugio,
y proclamar todas tus acciones
en las puertas de Sión.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.