El salmista tiene muy claro el sentido de la Ley de Dios. El cumplirla da plenitud; el desobedecerla conduce a la infelicidad.
Es una ley, como puedes ver en este salmo, con siete estrofas más una. Siete es perfección, más una, es el sumo de la perfección, por eso tiene ocho estrofas y está grabada en el corazón humano. Así comienza elsalmo más largo del salterio.
Decreto- Jaculatoria- Mantra: «Lo buscan de todo corazón«.
Octavo día de la Novena a Jesús de la Misericordia, haz clik aquí
Paz y bien. Bendiciones.

SALMO 119 (118) A

A   Dichosos los de conducta intachable,
que siguen la voluntad del Señor.

Dichosos los que guardan sus preceptos,
y lo buscan de todo corazón;

los que, sin cometer iniquidad,
andan por sus caminos.

Tú mandaste que tus decretos
se observen exactamente.

Ojalá estén firmes mis caminos
para cumplir tus órdenes.

Entonces no quedaré defraudado
al fijarme en tus mandatos.

Te daré gracias con sincero corazón
cuando aprenda tus justos mandamientos.

Quiero cumplir tus órdenes
¡No me abandones,
oh Dios grande e inmortal!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *