Salmo 118 C, ver «más allá», seis de agosto

Entonces Jesús dijo a sus discípulos: bienaventurados vuestros ojos, porque ven; y vuestros oídos, porque […]